Impacto diverso del paro de profesores en Los Vilos: Algunos establecimientos cierran, otros buscan alternativas

El paro de profesores que ha sacudido a Chile ha tenido un impacto diverso en los establecimientos educacionales de Los Vilos, según reportes de los directores de estos colegios. En medio de la movilización convocada por el Colegio de Profesores de Chile, cinco de los establecimientos más grandes de la comuna se han unido al paro, mientras que ocho de los colegios más pequeños han optado por mantener sus puertas abiertas.

Los colegios que han adherido al paro, de acuerdo a la información entregada por el jefe del Departamento de Educación Municipal de Los Vilos, Renato Galleguillos, son el liceo Nicolás Federico Lohse Vargas, colegio Diego de Almagro, escuela Ercole Bencini de Pichidangui, Teresa Cannon de Quilimarí y Clara Vial Orrego de Caimanes. 

“Esta decisión ha llevado al cierre temporal de estos establecimientos, ya que los directores y asistentes de la educación también han optado por sumarse a la movilización. Esta situación plantea un desafío particular en cuanto a la atención de los estudiantes y la entrega de alimentación”, precisó Galleguillos.

En contraste, los ocho establecimientos restantes rurales en Los Vilos, han decidido mantener sus operaciones en funcionamiento. Para lograrlo, algunos directores han asumido personalmente la responsabilidad de supervisar la educación y el cuidado de los estudiantes, mientras que otros han recurrido a asistentes de la educación.

Sin embargo, no todos los estudiantes pueden ser atendidos de esta manera, y en varios colegios se ha planteado la posibilidad de suspender la entrega de alimentación debido a la baja asistencia. “Esto ha generado preocupaciones entre los padres y tutores, ya que la pérdida de clases y la dificultad para recuperarlas son temas de gran relevancia”, señaló la autoridad educacional de Los Vilos.

“Los directores de los colegios que han cerrado sus puertas esperan que la situación se resuelva a la brevedad, reconociendo el impacto negativo que tiene en los estudiantes. Mientras tanto, se mantienen en contacto con la comunidad educativa y esperan que el llamado a movilización por parte del Colegio de Profesores sea exitoso en cuanto a obtener respuestas satisfactorias de la autoridad”, agregó el Jefe DAEM.

Esta situación demuestra la complejidad de la movilización en el ámbito educativo, donde cada establecimiento toma decisiones acorde a sus circunstancias particulares y prioriza el bienestar de sus estudiantes de diferentes maneras.